23 de octubre de 2013

El invencible Iron Man: las cinco pesadillas

El invencible Iron Man: las cinco pesadillas
Matt Fraction y Salvador Larroca, Panini Cómics, Superhéroes, 19,95 €


no hay imagenTony Stark… Multimillonario, genio creador, superhéroe. Ahora se enfrenta a un desafío abrumador, como nunca antes ha conocido. Ezekiel Stane, el hijo de su viejo rival y enemigo Obadiah Stane, ha consagrado su juventud, su genio, su fortuna y su maldad a un único fin: la destrucción de Iron Man. Ahora está listo para actuar, y empleará contra Tony las mismas armas que él creara: la tecnología del Hombre de Hierro.

La estrella emergente Matt Fraction (El Inmortal Puño de Hierro) y el excepcional artista español Salvador Larroca ( X-men, Spiderman) unen fuerzas para lanzar la más ambiciosa saga de Iron Man en décadas. La edición de Invencible Iron Man: Las Cinco Pesadillas incluye la aventura completa en la que Tony Stark afronta su mayor reto, así como una gran cantidad de extras y valores añadidos, entre los que destaca una extensa entrevista exclusiva con Salvador Larroca en la que el dibujante desgrana todo el proceso creativo de este cómic.




Cada cual tendrá su opinión sobre cómo debe ser un buen regalo. En la mía, es aquel que no te comprarías por ti mismo, porque tienes otras preferencias, pero que luego disfrutas. Ésa es la sensación que he tenido con éste cómic. No llevo mucho tiempo en el mundillo del cómic, y mis escasas adquisiciones van más dirigidas a tomos autoconclusivos o historias independientes, no a las sagas regulares eternas de Marvel y DC. Así que cuando mis compañeros de trabajo apostaron por arriesgar y me regalaron este cómic, la duda estaba presente: ¿habría sido un acierto o deberían haber ido a lo seguro (y por tanto, esperable)?

no hay imagenLo primero que me ha llamado la atención es la maduración del personaje en esta historia. He visto todas las películas que han sacado de Iron Man (tres por el momento, pero si alguien me lee dentro de unos años puede que sean bastantes más). Todos conocemos al Tony Stark millonario playboy, genio pero inocente, de sus orígenes como superhéroe. Aquí nos encontramos ante un hombre más maduro, que conserva muchas de sus cualidades iniciales, pero moderadas por el paso del tiempo y las consecuencias (digo yo) que le han debido acarrear. A lo largo del cómic nos encontramos con un ejercicio de introspección en el que se nos muestra el lado humano del superhéroe, sus miedos y preocupaciones. La narración, bien trabajada, permite que se cumpla a la perfección este objetivo; no en vano los autores fueron galardonados con el premio Eisner en 2009 por esta historia.

El dibujo de Salvador Larroca es impresionante, detallado, casi fotográfico. La única pega, y esto es en mi opinión, es que cada día parece primar más en los nuevos cómics un estilo de dibujo a ordenador y cuanto más realista mejor. Después de tantas páginas echo de menos un dibujo más personal, con más juego de los colores, como en los viejos tiempos (aunque tampoco hace falta llegar a ser Dave McKean).

no hay imagenLa que menos me ha gustado del cómic es el villano. Todo en él me chirría: sus orígenes, la explicación que le dan a sus poderes, sus objetivos e ideología. En contraste con el tratamiento de Iron Man, en que se nos muestran las reflexiones del hombre tras la máscara, aquí se han dejado llevar por los peores convencionalismos del género superheroico. Muchas veces nos dejamos convencer de que las cosas son así, que los cómics son así, y no podemos pedirles más, pero ha día de hoy hay ejemplos de sobra de que se pueden hacer personajes complejos, así que cada vez que me encuentro con otro villano que quiere destruir el mundo porque sí o que odia al héroe porque sí, me dan ganas de hacerles una visita a los guionistas e intercambiar impresiones.


En definitiva, creo que la calidad de este cómic debe estar por encima de las series regulares que se puedan encontrar en Marvel o DC, pero si es para ganar un Eisner… a mí con lo del villano me han decepcionado bastante, porque todo lo demás prometía, y mucho.

Solo una cosa más, aunque la historia es perfectamente entendible aunque nunca hayas leído un cómic de Iron Man (lo cual se agradece), hay pequeños matices que se comprenden mejor si previamente se ha leído Civil War. De modo que si se tiene ocasión, intentar leer ese cómic primero.

PUNTUACIÓN: 7/10

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada