10 de enero de 2014

2001: Una odisea en el espacio

2001: Una Odisea en el Espacio (2001: A Space Odyssey, 1968)
Arthur C. Clarke, DeBols!llo, Ciencia Ficción, 6,95 €

no hay imagenUn sobrecogedor viaje interestelar en busca de la evidencia de que el ser humano no está solo en el cosmos. Una expedición a los confines del universo y a los del alma, en la que pasado, presente y futuro se amalgaman en un continuo enigmático. ¿Qué esencia última nos rige? ¿Qué lugar ocupa el hombre en el complejo entramado del infinito? ¿Qué es el tiempo, la vida, la muerte..? Una grandiosa novela de dimensiones épicas cuyo amplio abanico de interpretaciones ofrece una visión totalizadora. Arthur C. Clarke colaboró estrechamente con Stanley Kubrick en la producción de la célebre película homónima.




2001 es el libro de su propia película, y probablemente no haya libro con el que sea más apropiado decir esto, pues se escribió para la película que se estrenaba el mismo año.

Éste es un dato más relevante de lo que parece, porque al igual que al adaptar un libro al cine se pierden detalles, pasa algo similar al hacer lo contrario. Son medios diferentes y como he oído decir, cada medio tiene exigencias diferentes.

Pero antes de seguir por ahí, vamos a hablar un poco de la trama del libro.

2001 te habla de un monolito extraño que llegó a la Tierra en los albores de la humanidad y de un viaje que se emprende a Saturno en pos de él. Habla, en menor medida, de la evolución de las especies y, en algo mayor, de que en un universo finito, siempre habrá algo más. En este caso concreto, vida más allá de la conocida. Y de tal forma y con una existencia tal, que probablemente ni siquiera estemos capacitados para comprenderla. De ahí lo de la evolución.

En cuanto a la forma del libro, decir que aquello en lo que le perjudica venir del cine, son los largos pasajes en los que no sucede nada y que se limita a hacer descripciones de varias páginas. De paisajes, de máquinas, del monolito perfectamente proporcionado. Como el libro es corto no se hace especialmente tedioso, pero en ocasiones, sí es bastante incomprensible.

Poco más puedo decir de una historia donde, sí, hay personajes, pero estos no son más que meras herramientas para mostrarnos algo mucho, mucho más grande.

Especial atención a HAL (un ordenador) y su línea de pensamiento (porque sí, piensa). De esa parte sí puedo decir que me gustó mucho el desarrollo.

PUNTUACIÓN: 8/10

Esta reseña se publicó originalmente en Crónicas de los Reinos.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada